lunes, 16 de noviembre de 2015

DE CONVIVIOS Y BONOS REVOLUCIONARIOS:

Cada disposición, reglamento, código, acuerdo o ley que se aprueba por la instancia correspondiente lleva implícito un espíritu que la mueve; la mayoría de estas ordenanzas se emiten para favorecer a la población en general o en su caso, para evitar perjudicarla más de lo que ya está.
            En esta época de “vacas flacas” el gobierno presidido por el Lic. Alejandro Maldonado Aguirre, ha dispuesto prohibir o suprimir todos los gastos superfluos; entre ellos, el dinero que se ha tomado del Estado de Guatemala para que ciertos privilegiados se den la gran vida en los convivios navideños.
            El espíritu de esta disposición no puede más claro: vivimos en la peor crisis de la historia en los centros hospitalarios y en el I.G.S.S. en donde se carece de todo; en donde han muerto personas por falta de insumos y de medicamentos; luego entonces, el dinero que se tira a la basura proveniente de las contribuciones de la población, debe ser utilizado correctamente y no dilapidarse.
            Es el dinero que el pueblo paga en las arcas del Gobierno Central, en las municipalidades y todas aquellas dependencias autónomas, semi-autónomas, descentralizadas y demás; difícilmente a quienes tienen “dos dedos de frente”, no les puede quedar totalmente claro el mensaje.
            Sin embargo y para sorpresa general, Gloria Porras, Presidenta de la Corte de Constitucionalidad, dispuso otorgar un “bono revolucionario” a funcionarios y empleados de la CC porque, según ella, han puesto al día su trabajo y eso ha implicado un gran esfuerzo durante las últimas semanas y erogó para el efecto, más de tres millones de quetzales; ella, obviamente es la que más se beneficia porque con solo este bono recibe ochentisiete mil quetzales y pico, adicionales a sus salarios, aguinaldo y otro bono que se les entrega hace unos diez años. Molina Barreto, otro Magistrado de la CC, ya devolvió, por vergüenza, setentidós mil quetzales que recibió “revolucionariamente” hablando.
            ¿Qué tiene de revolucionario este bono? Afirma la presidenta de la CC que este dinero proviene de sus “fondos privativos”; yo respondo ¿Acaso los mencionados “fondos” no provienen del mismo lugar, de los bolsillos del pueblo?
            El Dr. Manuel Ayau, mejor conocido como el “Muso Ayau”, solía repetir con cierta frecuencia que “el menos común de los sentidos es el sentido común”; cuánta razón tenía este hombre con un valor agregado sobre todos los guatemaltecos.
            Licenciaturas, doctorados, maestrías, van y vienen; algunos de quienes las ostentan repiten como loros teorías y conceptos que no encajan dentro de nuestra realidad; otros las consiguieron a base de “copy past” y lamentablemente muchos de ellos, lastimosamente, carecen de sentido común. El ya tristemente famoso “bono revolucionario” es consecuencia de esta  falencia, desafortunadamente, nada rara.               

            Entre nosotros, para infortunio general, hay dirigentes de grupos que todavía exigen que la municipalidad, les financie sus “convivios”; ¿Qué parte del mensaje presidencial no comprendieron? 

0 comentarios:

Publicar un comentario

Envíenos sus comentarios. Los comentarios que contengan expresiones soeces o fuera de lugar serán eliminados por nuestro equipo de moderación. Rogamos incluir su nombre y correo electrónico.

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal